top of page

Conoce las vitaminas, de la A a la K

Updated: Apr 3, 2023

Actualizado 3 de abril 2023



¿Sabías que existe un día para celebrar a la vitamina C? Se celebra el 4 de abril y es una celebración recientemente incorporada, ya que apareció en los calendarios en el 2019. Es un día creado por una empresa de productos de belleza hechos con vitamina C que hace sueros antioxidantes. Esta empresa creó el Día Nacional de la vitamina C para mostrar la importancia de esta vitamina en la salud y la belleza. Sin duda la vitamina C es importante para la salud y la salud es belleza, pero no es el día más científico de todos. En su lugar, celebremos a todas las vitaminas, revisemos qué son y qué hacen por nosotros, además de descubrir qué pasa si no las consumimos.


Las vitaminas pertenecen a un elemento bioquímico llamado micronutriente. En la nutrición existen dos familias de nutrientes, tres, si cuentas el agua. Los macronutrientes son el primer grupo y son aquellos que dan energía. Energía se refiere a que la célula, a través de procesos bioquímicos, transforma a los macronutrientes en una molécula llamada ATP (Trifosfato de Adenosina en español y es la molécula portadora de la energía primaria para todas las formas de vida). El ATP lo puedes pensar como el dinero de las células, si una célula quiere hacer algo necesita ATP. Los macronutrientes son las grasas, las proteínas y los carbohidratos, todos ellos pueden utilizarse para hacer energía celular. Aunque tiene otras funciones en el cuerpo, no creas que sólo sirven para hacer energía. Los micronutrientes son el segundo grupo y éstos no generan energía, en su lugar, son necesarios para que funcionen sistemas metabólicos, bioquímicos y enzimáticos. En otras palabras, hacen que el metabolismo funcione. Hay micronutrientes orgánicos que son las vitaminas y micronutrientes inorgánicos que son los minerales.


Aquí puedes ver el ATP, que es un azúcar con tres fosfatos (P). La destrucción de los enlaces de fosfatos libera energía, que es lo que las células utilizan para una gran variedad de actividades.


Para obtener una vitamina, un ser vivo tiene dos opciones: o la hace él solito o la consume. Cuando hablamos de vitaminas esenciales, hacemos referencia a aquellas que no podemos producir por nosotros mismos, pero no creas que una vitamina es más importante que otra, todas tienen un rol específico. Por ejemplo, la vitamina D la podemos producir nosotros mismos, no necesitamos consumirla, a menos que nunca veas el sol porque necesitas luz UV para producirla. Por otro lado, la vitamina C no la podemos producir por nuestra cuenta, necesitamos comerla. La habilidad de producir vitamina C se perdió en nuestros ancestros hace unos 60 millones de años. En cambio, animales como los perros y gatos aún la pueden hacer ellos solos. La mayoría de las vitaminas las necesitamos de la dieta porque el cuerpo sólo puede producir 2 vitaminas, la D y la K.


Un poco de historia de las vitaminas te puede entretener. Con el paso de la historia la forma de comer cambió. La agricultura y el procesado de alimentos cambiaron los nutrientes que contenían los alimentos y con ello aparecieron enfermedades relacionadas con deficiencia de vitaminas. Los primeros indicios de deficiencia de vitaminas se obtuvieron en los grandes viajes marítimos, donde a la tripulación le daba una enfermedad llamada escorbuto (enfermedad que se manifiesta con la aparición de hematomas, debilidad, gingivitis, fatiga y sarpullido), que es causada por deficiencia de vitamina C. Un cirujano naval, llamado James Lind, descubrió que con el consumo de limones se podía evitar el escorbuto, el porqué no lo sabía, pero un limón evitaba la enfermedad. Ese descubrimiento llegó en 1747. El siguiente problema asociado a vitaminas se vería con el procesado del arroz. Al procesar el arroz y quitarle la capa exterior para volverlo arroz blanco se pierde la vitamina B1. Cuando se empezó a procesar el arroz a mitad del siglo XIX, comenzó a aparecer una enfermedad llamada beriberi, que causa dolor, hinchazón y debilidad en las piernas. Los médicos no sabían la causa por la que la población presentaba esta enfermedad, se pensaba que era una nueva infección. Fue hasta que un doctor llamado Christiaan Eijkman descubrió que a los pollos alimentados con arroz blanco también les daba beriberi. Eijkman se dedicó a observar a los pollos y descubrió que un día los pollos se habían curado, esto porque cambiaron de cuidador y el nuevo cuidador no les quería dar arroz blanco argumentando que el arroz blanco era para humanos. Así, Eijkman describió que había algo en el arroz sin procesar que evitaba el beriberi. Casimir Funk, siguiendo lo que Eijkman descubrió, hizo sus experimentos y descubrió la primera vitamina, la vitamina B3. Esta no era la que curaba el beriberi, pero sí era una vitamina. A su descubrimiento lo llamó vitaminae y factor anti-beriberi, aunque no curaba el beriberi. Te diré una verdad, en realidad fue un japonés el que descubrió primero la vitamina B3. El químico Umetaro Suzuki la descubrió primero, pero la ciencia tiene sus prejuicios y discriminaciones. Cuando tradujeron el trabajo de Suzuki al alemán, nadie se molestó en traducir bien y poner que lo que había descubierto Suzuki era nuevo. Esta es la historia de cómo empezaron a descubrirse las vitaminas.


Las expediciones navales nos mostraron lo que la falta de vitaminas le hace al cuerpo, gracias a la pésima alimentación que recibía la tripulación.


El orden de las vitaminas es un poco confuso, existen A, B, C, D, E y de la nada, la K. Si ves el complejo B descubres que hay B1, B2, B3, no hay B4, pero sí B5. Las vitaminas han sido todo un problema de orden científico porque la realidad es que han sido muy desordenadas. Primero, te diré que sí existen las vitaminas F, G, H, I y J, sólo que tienen su historia. La vitamina F son las grasas omegas, pero al ser grasas pertenecen a grasas y no a las vitaminas. La vitamina G se transformó en la vitamina B2. Las vitaminas H e I, tuvieron la misma suerte que la vitamina G y se volvieron vitaminas B. La vitamina J se descubrió en cobayas, pero al no ser importante en humanos fue eliminada. La vitamina K ni siquiera se le puso K porque le tocara esa letra, sino por Koagulazion, que en alemán es coagulación. Esto porque dicha vitamina es necesaria para poder coagular la sangre. Ahora veamos qué hacen las vitaminas.


Vitamina A


La vitamina A en realidad se llama retinol y es una vitamina liposoluble, que significa que necesita grasa para ser soluble. Al ser liposoluble, el cuerpo la puede guardar por un buen tiempo en el tejido graso. La vitamina A tiene la función de hacer que las células puedan dividirse y comunicarse entre ellas. Ayuda a formar nuevas células en el cuerpo. Una de sus funciones más importantes es la formación de rodopsina, que es la proteína que deja pasar luz al ojo para que podamos ver. La vitamina A se puede encontrar en muchos alimentos, principalmente en las hojas verdes, las verduras naranjas y amarillas, los huevos, el pescado y el lugar donde más hay es en el hígado de res. La deficiencia de vitamina A causa xeroftalmia que es la sequedad en el ojo y también genera ceguera nocturna porque ya no hay rodopsina.


Vitamina B1


La vitamina B1 se llama tiamina y es una vitamina hidrosoluble, o sea se necesita agua para volverla soluble. La vitamina B1 tiene la función de ser un cofactor para las enzimas. Un cofactor ayuda a que una enzima sea rápida, lo que significa que las enzimas se vuelven muy lentas si no tienen vitamina B1 y el metabolismo se frena. Las enzimas donde participa la vitamina B1 son las enzimas encargadas de convertir azúcares y grasas en energía, por lo que es necesaria para la supervivencia celular. La vitamina B1 se obtiene de los cereales, legumbres, yogur, cerdo y pescado. La deficiencia de vitamina B1 causa el famoso beriberi, que provoca debilidad porque el cuerpo no puede usar energía.


El famoso beriberi causa debilidad en las extremidades porque el cuerpo no puede producir ATP eficientemente y la célula se queda sin energía.


Vitamina B2


La vitamina B2 se llama riboflavina y también es hidrosoluble. La B2 tiene la función de ser un cofactor enzimático en enzimas encargadas de usar grasas para generar energía. También tiene un rol en el crecimiento celular, además ayuda en el metabolismo de esteroides y tiene la función de ayudar a procesar los medicamentos. Es de las vitaminas más fáciles de conseguir, está en la leche, los huevos, las hojas verdes, los cereales, los granos, las carnes blancas, como cerdo y pollo y el yogur. La deficiencia de vitamina B2 es muy rara y causa lo que se llama arriboflavinosis, que es una colección de problemas hormonales, reproductivos y produce lesiones de piel y daño en los ojos.


Vitamina B3


La vitamina B3 es la niacina y al igual que las otras vitaminas del grupo B es hidrosoluble. La vitamina B3 es también un cofactor, que ayuda a más de 400 enzimas en el cuerpo. Tiene funciones en el metabolismo de grasas, proteínas y lípidos, también ayuda en la formación del ADN y tiene funciones en enzimas antioxidantes para evitar el envejecimiento celular. Esta vitamina está en todas las carnes, el pescado, las nueces, las legumbres y en los plátanos. La deficiencia de vitamina B3 es rara y se llama pelagra. Si hay 400 enzimas que necesitan de esta vitamina, hay 400 problemas en la pelagra. En esta enfermedad se observan sobre todo daños en la piel, donde aparecen lesiones inflamadas en manos, pies y cuello. La pelagra causa que el corazón lata sin ritmo, lo que se llama arritmia. También induce problemas mentales, sobre todo alucinaciones. Finalmente, esta enfermedad provoca que el intestino no funcione bien, por lo que siempre hay diarrea.



Vitamina B5


El verdadero nombre de la vitamina B5 es ácido pantoténico y al igual que sus compañeras es una vitamina hidrosoluble. La tarea fundamental de la vitamina B5 es hacer coenzima A, que se usa para todo lo relacionado con el metabolismo de ácidos grasos. Es también una vitamina de muy fácil acceso porque todas las plantas y todos los animales lo poseen. Los cuatro alimentos que más tienen son el hígado de res, que no es el alimento más común, los hongos, el pollo y los pescados. En realidad, no se conoce la deficiencia de vitamina B5 porque todo tiene esta vitamina. Lo que se conoce acerca de la deficiencia de vitamina B5 es de prisioneros de guerra y se cree que causa problemas mentales, sentimiento de quemazón y problemas intestinales.


Vitamina B6


La vitamina B6 se llama piridoxina y también es soluble en agua. La vitamina B6 tiene muchos trabajos en el cuerpo. Es el cofactor de alrededor de 100 enzimas diferentes. Principalmente, participa en el metabolismo de las proteínas y en la producción de neurotransmisores, que es el medio por el que el cerebro se comunica y logra hacer todas sus maravillas. El alimento que más vitamina B6 tiene es el garbanzo. Otros alimentos altos en vitamina B6 son la papa, los cítricos, el pollo, el pescado, el tomate, la calabaza, las nueces. Incluso la salsa marinara que se les pone a las pastas, tiene. La deficiencia de B6 también es muy rara porque muchos alimentos la contienen. Su deficiencia causa anemia microcítica, que es cuando los glóbulos rojos se vuelven chiquitos; depresión (recuerda que B6 participa con los neurotransmisores), lesiones en la piel, lengua hinchada, labios secos y el sistema inmune se vuelve débil.


Estos son cuatro neurotransmisores. La serotonina, que causa felicidad. La dopamina, que es el neurotransmisor de recompensa (nos hace sentir bien). La endorfina, que da el sentimiento de gusto por el ejercicio. Finalmente, la oxitocina genera apego. Existen muchos más neurotransmisores, éstos solamente son algunos.


Esto se está volviendo muy largo, así que te dejaré descansar. Como habrás visto, la historia de las vitaminas y su orden es un poco desastroso, ahí puedes ver que la ciencia no siempre es lo más ordenado. También te habrás dado cuenta que hay una gran cantidad de vitaminas porque la vitamina B en realidad es una familia de muchas moléculas, cada una con su función. En la siguiente ocasión exploraremos las últimas vitaminas B que son B7, B9 y B12 y las vitaminas C, D, E y K.



Referencias


Harvard. (2020, August 21). Biotin – vitamin B7. The Nutrition Source. Retrieved March 28, 2022, from https://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/biotin-vitamin-b7/


Harvard. (2019, July 2). Folate (folic acid) – vitamin B9. The Nutrition Source. Retrieved March 28, 2022, from https://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/folic-acid/


Harvard. (2021, May 13). Vitamin E. The Nutrition Source. Retrieved March 28, 2022, from https://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/vitamin-e/


Lips P. (2006). Vitamin D physiology. Progress in biophysics and molecular biology, 92(1), 4–8. https://doi.org/10.1016/j.pbiomolbio.2006.02.016


Martel JL, Kerndt CC, Doshi H, et al. Vitamin B1 (Thiamine) [Updated 2021 Oct 16]. In: StatPearls [Internet]. Treasure Island (FL): StatPearls Publishing; 2022 Jan-. Available from: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK482360/


Morris AL, Mohiuddin SS. Biochemistry, Nutrients. [Updated 2021 May 12]. In: StatPearls [Internet]. Treasure Island (FL): StatPearls Publishing; 2022 Jan-. Available from: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK554545/


NIH. (2021, March 26). Office of dietary supplements - pantothenic acid. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/PantothenicAcid-HealthProfessional/


NIH. (2021, March 26). Office of dietary supplements - riboflavin. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/Riboflavin-HealthProfessional/


NIH. (2022, March 23). Office of dietary supplements - vitamin A and carotenoids. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminA-HealthProfessional/


NIH. (2021, March 26). Office of dietary supplements - vitamin B6. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminB6-HealthProfessional/


NIH. (2022, March 9). Office of dietary supplements - vitamin B12. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminB12-HealthProfessional/

}

NIH. (2021, March 26). Office of dietary supplements - vitamin C. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminC-HealthProfessional/


NIH. (2021, August 17). Office of dietary supplements - vitamin D. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminD-HealthProfessional/


NIH. (2021, March 29). Office of dietary supplements - vitamin K. NIH Office of Dietary Supplements. Retrieved March 28, 2022, from https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminK-HealthProfessional/


Peechakara BV, Gupta M. Vitamin B3. [Updated 2021 Jun 15]. In: StatPearls [Internet]. Treasure Island (FL): StatPearls Publishing; 2022 Jan-. Available from: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK526107/


Semba R. D. (2012). The discovery of the vitamins. International journal for vitamin and nutrition research. Internationale Zeitschrift fur Vitamin- und Ernahrungsforschung. Journal international de vitaminologie et de nutrition, 82(5), 310–315. https://doi.org/10.1024/0300-9831/a000124


Suzuki U, Shimamura T (1911). "Active constituent of rice grits preventing bird polyneuritis". Tokyo Kagaku Kaishi. 32: 4–7, 144–146, 335–358. doi:10.1246/nikkashi1880.32.4

Zimmer, C. (2013, December 12). Learning From the History of Vitamins. New York Times.




Comments


bottom of page